En el momento de hablar de una caldera de biomasa, se hace referencia a un sistema de calefacción muy eficiente. Este sistema, posee unas características que lo enmarcan como único.

Entre las características resaltantes de las calderas de biomasa, es que un sistema de calefacción que genera aguas sanitarias calientes.

Otras de las excelentes características de las calderas de biomasa, es que funcionan con material renovable y no contaminante.

La combustión que producen las calderas a base de biomasa, puede generar suficiente energía eléctrica y térmica para satisfacer las necesidades diarias.

No obstante, esto dependerá directamente de la cantidad de combustible que la caldera posea.

¿Cuál es el combustible de las calderas de biomasa?

Cuando se nombra una caldera de biomasa, es porque funciona a base de biomasa, pero no significa que está elaborada con este combustible.

La biomasa es un combustible natural muy bueno con el ambiente. No produce contaminación como otros combustibles. La biomasa hay que recordar, que hace referencia a desechos orgánicos.

En general, el combustible que usan las calderas de biomasa se centra en:

  • La leña.
  • El pellet.
  • Huesos de aceitunas.

En cuanto a los huesos de aceitunas, estos son usados en algunas zonas geográficas endonde se logran encontrar en medidas considerables.

¿Qué beneficios tiene una caldera de biomasa?

El principio de las calderas a base de biomasa, es buscar una solución eficiente a las dañinas emisiones de combustible.

En otras palabras, se busca hacer un sistema que sea amigable con el ambiente.

Con el uso de la biomasa, las personas estarían alejándose de la necesidad del uso de combustibles más contaminantes.

En general, los usuarios dejan la dependencia con los combustibles fósiles.

También hay que destacar que, el combustible de estas calderas, genera una energía inagotable.

De esta manera, también se pueden reciclar algunos desechos industriales y usarlos como combustible.

Un punto clave de las calderas de biomasa, es su eficiencia energética. Esta eficiencia es superior al de las calderas comunes y en algunos casos, puede reducir los costes de calefacción y agua caliente casi a la mitad.

¿Qué desventajas poseen las calderas de biomasa?

Una de las principales desventajas que poseen las calderas de biomasa hoy en día, es su coste, los cuales suelen ser un poco elevados.

Otra desventaja, es el espacio necesario para situar las calderas de biomasa. Esto se debe en principio, a que el combustible orgánico es de mayor densidad.

Por ende, se necesita de un mayor espacio de almacenamiento, ya que las calderas de biomasa poseen un tamaño considerable.

Otras consideraciones de las calderas de biomasa

Se debe tener un solo tipo de material orgánico de combustible. En caso de cambiar el tipo de combustible, es necesario comunicarse con la empresa que elabora la caldera.

Dicha empresa deberá acudir al lugar donde está instalada la caldera de biomasa y configurarla adecuadamente.

De no hacer la configuración correcta, la eficiencia de la caldera de biomasa será mucho menor, los costes de mantenimiento aumentarán considerablemente y en algunos casos, se pueden producir averías en dichas calderas.